Atención telefónica
+34 910 585 585

Apartamentos de vacaciones: cómo integrarse en la comunidad

Sea cuál sea nuestra condición dentro de una comunidad de propietarios, es muy importante saber integrarse en el edificio o urbanización. Esto incluye, por supuesto, cuando nos alojamos dentro de una vivienda durante la época de vacaciones.

Por tanto, no importa cuánto tiempo vayas a quedarte dentro de una comunidad, sea poco o mucho, debes saber cómo formar parte de ella, respetando todas sus normas aunque a priori pueda parecer algo complicado o irrelevante. De este modo, debemos diferenciar entre dos casos según nuestra condición legal:

En el caso de que alquilemos

Aunque la casa o departamento no sea de nuestra propiedad, como inquilinos que somos, al igual que tenemos el derecho de usar todas las zonas comunes, también tenemos las obligación de mantener todos los elementos o estancias en buen estado, tanto las privadas como generales. Por eso, deberemos seguir con todas las normas de convivencia como si fuéramos un vecino más.

Asimismo, sería recomendable informarse sobre el resto de condiciones aplicables a los arrendados en esa comunidad en cuestión para que no perdamos ningún detalle. No todas son iguales, por lo que es importante no conformarse con la idea previa que podamos tener.

En el caso de que la casa sea nuestra

A parte de procurar una buena convivencia con nuestros vecinos y ejercer nuestros derechos como poseedores de la vivienda, no debemos olvidar domiciliar todos las cuotas de la comunidad durante todo el año, ya que de esta manera evitaremos los impagos en verano. Este suele ser un fallo o error bastante común, por lo que se debe prestar especial atención a este asunto.

De igual modo, para profundizar un poco más, te damos algunos consejos y conceptos más para te ayuden a integrarte de la manera más favorable posible durante tus vacaciones de verano.

Roles de la comunidad de propietarios

Primero de todo, es imprescindible conocer e identificar cada cargo dentro de la comunidad de vecinos en la que te encuentras. De esta forma, sabrás a quien acudir en caso de que tengas alguna consulta o problema durante tu estancia, haciéndote más fácil la adaptación.

El presidente

Es el representante legal de la comunidad en cualquier ámbito y tiene la capacidad de celebrar contratos. Es por ello, que es la persona responsable de firmar cualquier documentación frente a los organismos públicos, convocar las juntas de vecinos y hacer cumplir los acuerdas de las actas.

Vicepresidente

En caso de que no se encuentre disponible el presidente, es quien lo sustituye si este sufre de indisposición por discapacidad, enfermedad o cualquier otro caso de fuerza mayor. Tiene que estar a disposición de asumir el cargo si es necesario. No obstante, puede que no exista particularmente en tu edificio, ya que no es un cargo obligatorio.

Secretario

La mayoría de veces esta figura es ejercida por el administrado de fincas debido a la gran cantidad de funciones y el tiempo que supone llevarlas a cabo, impidiendo compaginarlo con el trabajo propio y la familia. Por tanto, es quien prepara y envía las convocatorias de las juntas, asiste a ellas para firmarlas y, finalmente, redactas las actas. Es también quien se encarga de recoger los votos y ejercerlos en nombre de otro propietario si este no puede asistir a una de estas reuniones.

Cómo integrarse en la comunidad

A parte de conocer quien realiza cada cargo dentro de la urbanización o edificio donde vayamos a veranear, no olvides tampoco asegurarte de seguir las siguientes recomendaciones:

Conocer las normas

Normalmente suelen encontrares carteles informativos en las zonas comunes que especifican las normas a seguir en cada área. Si este no es el caso, puedes preguntar a través de diversas vías de comunicación como, por ejemplo, el grupo de whatsapp de los vecinos, asistir a las juntas para enterarte de todos los detalles o, simplemente, preguntar al resto de propietarios.

Buscar al presidente

Sin embargo, la mejor fuente de información será, sin lugar a dudas, el presidente vigente de la comunidad. Una vez que te instales en tu apartamento o residencia debes contactar con el mismo para avisarle de tu llegada y que así te tenga en cuenta o te informe de aquello que considere necesario.

Contactar con el administrador

Otra forma de asegurarte una estancia fuera de problemas en una comunidad, es hablar con el administrador de fincas, ya que él te podrá poner en vigor todo lo que necesites saber, así como asistirte en los asuntos administrativos o gestiones de pago pertinentes en tu caso.

Respetar la comunidad sí es un asunto de vacaciones

Normalmente tendemos a prestar mayor atención al interior de la vivienda, ya que es el lugar donde residimos y de la que tenemos que responder de forma directa en caso de que se suceda cualquier siniestro o daño.

Sin embargo, es muy importante de igual manera respetar todas las zonas y elementos comunes de donde nos estemos quedando. Por ello, no solo es recomendable conocer todas las normas del vecindario, sino también cumplirlas como si fuesen las de nuestra vivienda habitual.

Ten en cuenta que, aunque tú vayas a permanecer allí de forma temporal, pueden haber muchos vecinos que vivan permanentemente en dicha comunidad. Por lo que debemos mostrar respeto y ser buenos vecinos para asegurar el mayor bienestar colectivo.

La importancia del administrador de fincas

Si no sabes a quien acudir o como proceder en relación a tu apartamento vacacional, no te preocupes. Puedes delegar la responsabilidad en un administrador de fincas.

Su figura supondrá un ahorro de tiempo y seguridad a través del trabajo bien hecho, ayudándote también en actividades burocráticas, gestiones de firmas electrónicas, reclamaciones de deudas, gestión de la ley de protección de datos y servicios para economizar el suministro energético o del agua. Además, también cumple la función de mediar en conflictos intracomunitarios. Por lo que estarás tranquilo en todos los aspectos.

Pero esto no es todo, todo ello se ofrece con la garantía de ofrecer un servicio personalizado, adaptándose a tus necesidades sean cuáles sean. Por tanto, se trata de una figura polifacética que vela por el correcto funcionamiento de la comunidad, a la par que engloba los papeles del secretario y asistente dentro de la misma. Suponiendo la solución perfecta para tus vacaciones de verano.