Atención telefónica
+34 910 585 585

¿Qué pruebas para detectar el COVID-19 existen?

Teniendo en cuenta la actual crisis sanitaria, no es de extrañar que una de las cosas más demandadas por parte de los pacientes sean los tests de detección del COVID-19. La gente quiere saber si está infectada o no, ya que existe un gran miedo de propagación por parte de todos los ciudadanos.

Pero, ¿cómo podemos detectar la infección aunque seamos asintomáticos? ¿Cuáles son los tipos de pruebas más fiables? ¿Y si doy positivo yo o alguien de mi comunidad de vecinos? A continuación, te explicamos detalladamente todos los aspectos a tener en cuenta a la hora de someterte a una prueba de este tipo.

¿Quiénes deberían hacerse la prueba?

Aunque en principio, todos y cada uno de nosotros deberíamos realizarnos un test de detección del virus, existe un grupo concreto de personas que disponen de mayor prioridad. Entre ellos, nos encontramos:

-Aquellas personas que presenten síntomas relacionados con el COVID-19.

-Usuarios que hayan tenido algún tipo de contacto cercano con alguien que se encuentre infectado, es decir, a menos de 2 metros durante un periodo de tiempo de más de 15 minutos.

-Pacientes a quien su proveedor de atención médica o centro de salud les haya solicitado que se sometan a la detección del virus.

Tipos de tests para detectar el coronavirus

En la actualidad, podemos encontrar tres tipos principales de test para detectar si alguien está infectado o no por el Covid-19.

La PCR, considerada la más fiable de todas. Esto es debido a que puede detectar la presencia del covid en tu organismo a través del descubrimiento de su material genético dentro del cuerpo. Es decir, es capaz de percibirlo, independientemente de que hayas o no desarrollado sus síntomas. Por esta misma razón, se trata del procedimiento recomendado por la OMS (Organización Mundial de la Salud).

Para llevarlo a cabo, tan solo será necesario introducir un palillo en la boca o la nariz y esperar a que se hagan las pruebas pertinentes en el laboratorio. El tiempo estimado hasta obtener un diagnóstico fiable es de 4 a 6 horas.

Tests rápidos

Los test de anticuerpos (serológicos), en el cual se realiza un pinchazo para sacar una muestra de sangre. De esta forma, la finalidad es detectar anticuerpos que se puedan desarrollar cuando la infección aparece. Su tiempo de obtención de resultados es de tan solo 10 a 15 minutos.

Normalmente, se emplean en personas que en su día dieron positivo con el PCR y que, por tanto, han tenido la enfermedad. Es decir, su objetivo es la de descubrir si la persona se ha recuperado totalmente del padecimiento.

Test de antígenos, su funcionamiento es muy parecido al del PCR. Se introduce un palillo igualmente por las fosas nasales, se esperan 15 minutos aproximadamente y se ve si se han detectado proteínas específicas (antígenos), consistentes en partículas superficiales del virus. Tal y como en el caso anterior, sirve para la detección de una infección activa, incluso dos días antes de la presencia de síntomas.

Protocolo en caso de dar positivo

Si al realizar algunas de las pruebas nombradas anteriormente, has dado positivo y no sabes exactamente cuál es el mejor protocolo a seguir, no pierdas detalle de lo siguiente:

Quedarse en casa. Esto es sumamente importante, muchas de las personas tienen una reacción bastante leve y pueden mejorar en casa de forma independiente. No obstante, si tu caso se excede con los síntomas, sí que deberías recibir asistencia médica con las medidas preventivas pertinentes. Es decir, en caso de presentar dificultad para respirar, dolor o presión en el pecho, confusión, incapacidad de despertarse y tono azulado en el rostro o en los labios, deberías tener especual cuidado.

Tener contacto con el médica de forma continua. Hay que llamar antes de obtener asistencia directa, así como seguir todas las indicaciones que nos dicte nuestro médico asignado. Solo cuando este nos de el alta, podremos liberarnos de la cuarentena.

Evitar a toda costa sitios y transportes públicos. No se debe coger autobuses públicos, así como tampoco taxis o ir a zonas con mucha gente.

¿Qué hacer si alguien de mi comunidad de propietarios da positivo?

¿Sabes que alguno de tus vecinos ha dado positivo en Covid? Es normal que este tipo de situaciones te preocupen, por eso es muy importante seguir los consejos del Colegio de Administradores de fincas en España:

Limpieza y desinfección de la finca o edificio, sobretodo de aquellas áreas que hayan estado en contacto directo con el enfermo y/o secreciones. Además, es muy importante que el equipo de limpieza que trabaje en la comunidad lleve un equipo de protección individual. No obstante, hay que recordar que la limpieza de la casa del infectado debe ser siempre hecha por los familiares.

Gestión de los residuos domésticos. Refiriéndonos a los objetos o materiales desechables (guantes, pañuelos, mascarillas..etc) que estén en contacto con el paciente y las personas que conviven con él. En estos casos, los artículos deben ser tirados a un cubo de basura, preferiblemente con tapa y pedal, y ser cerrados herméticamente ante de ser sacados al exterior con guantes. Si detectas que la vivienda en cuestión no está siguiendo con estas pausas, te recomendamos dar una llamada de atención al mismo o avisar al resto de vecinos.

Evitar tocar los elementos o zonas comunes lo máximo posible. No usar el ascensor, llevar siempre las llaves para no tocar al timbre, no apoyarse en las paredes, buzones, barandillas..etc

Avisar a tu administrador de fincas. Tu gestor puede ser de gran ayuda para obtener recomendaciones acertadas de protocolo. Asimismo, se encargará de proporcionar una buen proveedor de limpieza y desinfección para vuestro edificio y facilitaros el uso de herramientas digitales para evitar el contacto físico como juntas online, servicio telefónico, a través de plataformas online..etc